Acerca de mundicolor

Mundicolor es una guía de viajes que te permitirá conocer los aspectos básicos de los países y ciudades que vayas a visitar. Gracias a nuestras reseñas introductorias, viajarás con la certeza de que no te perderás nada de lo que no te debes perder de cada lugar. En algunas ocasiones, con la intención de aprovechar un poco mejor los próximos festivos nacionales, también publicaremos guías de viaje de determinadas regiones, como el Caribe, las islas griegas, etc. Tú también puedes participar en Mundicolor aportando tus conocimientos a través de comentarios, reportando posibles errores o imprecisiones o símplemente debatiendo abierta y educadamente con los demás usuarios: ¡Nuestro objetivo es que tengáis la mejor información! . Si deseas reservar algún viaje, puedes utilizar esta página de reserva de viajes.

Escrito: Paco Almádena
19::04::2011

Hawái (Hawaii)

Las islas Hawaii (desde ahora «Hawái», su forma en castellano) se sitúan en medio del océano Pacífico. Tienen aún el estatus de colonia de Estados Unidos y al mismo tiempo son el grupo de islas más apartado del mundo, ya que el punto más cercano de tierra firme se encuentra a 3.000 kilómetros de distancia, en el continente americano. Siete de las 19 islas que componen el archipiélago están abiertas al turismo y son los destinos más interesantes: Hawái, Oahu, Maui, Kauai, Molokai, Lanai y Niihau. Otra de las islas es Kahoolawe, un antiguo campo de tiro de las fuerzas armadas de EE.UU., que sólo se visita en helicóptero. Geológicamente, las islas Hawái forman parte de una enorme cordillera submarina generada por la fuerte actividad volcánica en esa zona del Pacífico. Los picos más altos de las islas son el Mauna Kea, de 4.205 metros de altitud, el Mauna Loa, de 4.169 metros, y el Haleakala, de 3.055 metros, los cuales están cubiertos por las nieves en el invierno. Las temperaturas de día oscilan muy poco, desde los 27º de la temporada invernal a los 31-32º de la temporada estival (aunque gracias a la humedad la sensación térmica puede ser mayor). Como curiosidad, cabe indicar que en 2006 el presidente George W. Bush proclamó las Islas Noroccidentales de Hawái “Monumento Nacional”.

La naturaleza es aún bastante peligrosa en el archipiélago de Hawái, puesto que mantiene una cierta actividad volcánica y además sufre una intensa temporada de huracanes entre los meses de junio y noviembre. En cualquier caso, no es nada por lo que temer, si se toman las medidas adecuadas. Por otro lado, las islas también son susceptibles de experimentar terremotos o maremotos, así como los consecuentes tsunamis que, en el pasado, han afectado seriamente a, por ejemplo, Hilo, la capital de Isla Grande (o Isla Hawái). Por otro lado, las radiaciones solares son especialmente intensas, dado que las islas están próximas al ecuador. Con todo, esa misma naturaleza salvaje es el principal activo turístico de la islas, desde sus escarpados picos y cumbres, hasta las apacibles y amables playas de fina arena o las altas olas del océano… Todo en Hawái está pensado para que el turista disfrute de las vacaciones más peculiares de su vida.

Capital: Honolulu

Vista de la sugerente playa de Waikiki, en la moderna capital de Honolulu.La capital de las Islas Hawái está situada en la tercera ínsula de mayor tamaño: Oahu. Es una ciudad bastante grande en la que habitan más de 350.000 personas. Una de las calles que hay que fatigar es la Bishop Street, que está jalonada de rascacielos como el First Hawaiian Center, el edificio más alto de Hawái. Las construcciones gubernativas también merecen un vistazo, como el Hawaii Capitol Building, el Iolani Palace, el Washington Place o el Ali’iolani Hale. Por otro lado, también es recomendable las visitas del Queen Emma’s Summer Palace y del antiguo barrio en el que Barack Obama estudió el bachillerato, en el distrito de Manoa-Makiki.

En la ciudad destacan ciertos edificios religiosos como las catedrales de Our Lady of Peace y de Saint Andrew, o la iglesia de Kawaiahao (que tiene el ambicioso sobrenombre de «la abadía de Westminster hawaiana»). Por otro lado, también es importante citar la Torre Aloha, desde la que existen unas fabulosas vistas del puerto.

Es en el distrito de Waikiki se encuentra lo más deseado de Honolulu: sus paradisíacas playas. Además de la emblemática Waikiki, que era un antiguo lugar de recreo de la dinastía hawaiana, destacan otras seis playas: la de Fort DeRussy, Royal Manoa, Kahanamoku, Kuhio, Queens Surf y San Souci. Estas playas son ideales para aprender a practicar el surf, deporte que figura en las señas de identidad de las islas gracias a lo generoso en marejadas del océano Pacífico. El distrito de Waikiki es el que más hoteles tiene.

También es interesante recorrer el paseo marítimo del puerto, cerca del cual se encuentra la Calle Marín (Marin Street), que conmemora al español Francisco de Paula Marín (Jerez de la Frontera, 1774 – Honolulu, 1837), confidente del famoso rey aborigen Kamehameha I e introductor de la palmera de piñas en las islas allá por 1813. Hoy en día la piña es uno de los símbolos de Hawái. Se conserva una placa conmemorativa en el lugar donde se levantaba su hogar.

En el distrito de Eastern Honolulu vale la pena acercarse a algunos interesantes puntos turísticos, como el Makapuu Point State Wayside, desde el que se aprecian excelentes vistas del océano, o las playas de Hanauma Bay (bahía, por cierto, que es Reserva Natural), Makapuu Beach, Sandy Beach o Halona Beach Cove.

Bahía HanaumaEn el distrito de Western Honolulu se encuentran algunos de los lugares más interesantes de la capital, empezando por el citado Bishop Museum y los jardines Moanalua (casa antaño del príncipe Lot Kamehameha), y terminando por el puerto de Pearl Harbour, escenario de la feroz batalla aeronaval que en 1941 enfrentó a japoneses y estadounidenses por el control del archipiélago en la II Guerra Mundial. En este puerto se conservan algunos de los símbolos de la guerra, como el acorazado Missouri, sobre el que Japón y EE.UU. firmaron la paz. También en Pearl Harbor se encuentra el USS Arizona, que recuerda los sacrificios de este enfrentamiento bélico.

Honolulu es una ciudad moderna que, sin embargo, no se corresponde con la imagen idílica de las islas, mucho más silvestre, volcánica y desestresante, y de una naturaleza tan paradisíaca como peligrosa a la que se debe admirar y respetar por partes iguales.

Cultura

El museo más renombrado, famoso y extenso de las Islas Hawái es el Bishop Museum, fundado por el último descendiente directo del rey Kamehameha I, Charles Reed Bishop. En él se exhiben muestras de la cultura e historia aborigen. Resulta interesante visitar el Museo Estatal de Arte de Hawái o el Museo de las Casas de las Misiones (Mission Houses Museum). En el Estatal se celebran por la noche conciertos de música. También es interesante el Comtemporary Museum.

Entretenimiento

El mejor y más recurrente entretenimiento en las Islas Hawái, y también en Honolulu, son las playas. Pero es que en la isla de Oahu existen al menos una veintena de playas excelentes (Ala Moana, Ali’i Beach Park, Bellows Beach Park, Chuns Reef, Ehukai Beach ParkKa’ena Point State Park…). Por este motivo, lo más frecuente es practicar surf, bodyboard, snorkel, navegación en kayak y el buceo o submarinismo. En cuanto a la vida nocturna, cabe decir que existen distintas zonas de marcha en Honolulu donde se puede tomar algo, así como distintos centros comerciales en los que se puede ir de compras, como Foto de Jurvetson: www.flickr.com/photos/jurvetsonDuty Free Shops Galleria o el Ala Moana Center. Es indispensable comprar en alguna de sus tiendas la desenfadada camisa hawiana a fin de desenvolverse cómodamente por la isla.

Naturaleza

Cerca de la capital existen algunos lugares que son caprichos salvajes de la naturaleza, como por ejemplo los cráteres de volcanes extintos, que se pueden visitar. Uno de ellos alberga el National Memorial Cemetery of the Pacific. Por otro lado, también es interesante la visita al cráter de Diamond Head, en el sureste de Waikiki. Muy cerca de Honolulu existen algunos lugares naturales de interesante visita, como el Nuuana Pali Lookout, desde donde se puede disfrutar de las excelentes vistas del paisaje y las afueras de la ciudad. Por otro lado, las cataratas de Manoa y el Parque de Puu Ualakaa son también interesantes lugares para visitar. En este último destacan el Diamond Head y el Punch Bowl Crater. Por otro lado, también conviene señalar que la bahía de Hanauma Bay Nature Preserve fue formada por un cráter y constituye uno de los lugares más indicados para practicar snorkel. Por último, se recomienda acercarse a contemplar la belleza natural de la Reserva de Round-Top Forest.

Islas

Big Island o Isla Hawái

Para evitar las confusiones con el archipiélago, a la Isla Hawái se la suele conocer como la Isla Grande, ya que ocupa más o menos la mitad de la superficie de las islas en su conjunto. La capital de la isla es la ciudad Hilo. En ella hay diversos puntos de interés, como el Museo de Arte de Hilo, el Pacific Tsunami Museum o los jardines de Lili’uokalani. Por otro lado, cerca de la ciudad se puede disfrutar de las famosas cuevas Kaumana y de las cataratas del Arcoiris (Rainbow Falls). La zona de compras de la ciudad se encuentra localizada en Prince Kuhio Plaza Area, así mismo, la vida nocturna de Hilo es algo limitada, aunque existen locales para salir a tomar copas.

Rainbow Falls (Cataratas del Arcoiris)Esta isla es especialmente interesante por los vestigios que han quedado de la cultura aborigen y también por las excepcionales reservas naturales que allí se ubican. El Ala Kahakai National Historic Trail se creó en 2000 para preservar, proteger e interpretar la cultura nativa de los hawaianos. La ruta atraviesa varios asentamientos indígenas e interesantes lugares de mar y de la meseta.

Una parte del Historic Trail discurre por el Parque Histórico Nacional de Kaloko-Honokohau, que también se ha creado con el objeto de conservar algunos de los vestigios y costumbres de los aborígenes. Por ejemplo, en él se pueden visitar las tres lagunas en las que los nativos pescaban: Ai’opio Fishtrap, Aimakapa Fishpond y Kaloko Fishpond.

Quizá el parque nacional más interesante sea el Parque Nacional de los Volcanes de Hawái (Hawaii Volcanoes National Park), abierto las 24 horas del día. El nombre le viene de los cinco volcanes que se alojan en su área, que son el Kohala (extinto), el Mauna Kea (latente) y los de Hualalai, Mauna Loa y Kilauea, que todavía permanecen activos. De hecho, los visitantes pueden contemplar los flujos de lava que desde hace más de 25 años emanan de la fisura este del Kilauea. Otra de las rutas de recomendado recorrido es la carretera de la Cadena de Cráteres (Chain of Craters Road), desde la que se llega a los campos de petroglifos de Puuloa. Se entra a este parque nacional a través de la localidad de Volcano Village.

Por último, se puede visitar el Puuhonaua o Honaunau National Historic Park, donde existen vestigios de la antigua cultura hawaiana, como el Ki’ilae Village, en el que se conservan ciertas construcciones y antiguos templos nativos. También resultan interesantes los Royal Grounds y el Puuhonua («lugar de refugio», en hawaiano). Por otro lado, deseamos consignar la existencia de Puukohola Heiau National Historic Site, otro de los parques de la isla.

Otras ciudades que pueden verse en Big Island son Kailua-Kona y Honokaa. En la primera destacan las playas de Kahaluu y de Kahakai. Cerca se encuentra el parque de Puuhonua (o Honaunau). La ciudad de Honokaa tiene algunos lugares de interés, como la costa de Hāmākua y las cataratas de Hillawe, pero poco más. Por otro lado, a los amantes de la historia les gustará saber que el capitán James Cook tomó tierra en la bahía de Kealakekua, en 1778.

Maui

La ciudad más importante de la isla es Hana, que, en realidad está bastante alejada por carretera del resto de puntos de la isla de Maui. Se trata principalmente de una isla en la que olvidarse Las siete piscinas sagradasdel tiempo y disfrutar del sol y las playas que ofrece. Por ejemplo uno de los lugares de mayor interés es Swim Ohe’o Gulch (o las siete piscinas sagradas). Este lugar se encuentra dentro del Parque Nacional de Haleakala, que tiene una interesante naturaleza volcánica. Por otro lado, también se puede visitar la playa estatal de Waianapanapa, de arenas negras y rodeada de abundante selva tropical (las fuertes corrientes y la abundancia de medusas desaconsejan bañarse).

Otro de los lugares de Maui es la famosa localidad de Haiku, que fue una antigua ciudad de colonos que basaban su economía en las plantaciones. La fama de Haiku procede de que se supone que es el mejor el mejor sitio del mundo para practicar el windsurf, especialmente en las playas de Jaws («mandíbulas») y Hookipa. Además, la naturaleza de los alrededores es impresionante y, al tratarse de una zona especialmente fértil, la selva y la orografía forman paisajes extraordinariamente particulares.

La zona más turística y que más opciones ofrece al viajero es la antigua bahía de balleneros de Lahaina. Es común que desde allí salgan algunos cruceros y barcos para acercarse a la zona donde viven las ballenas, aunque también se hacen tours para practicar la pesca oceánica. No se puede dejar de visitar el gigantesco Banyan Tree, que se supone que es el centro de la ciudad. En Maui son famosos los luau, es decir, las fiestas de origen nativo en la que se cena, se hacen danzas y se bebe (existe una página especializada en los luau de las Islas Hawái). En Hawái es imprescindible asistir a un luau. La localidad de Lahaina se cuenta entre las más preparadas para hacer vida nocturna y salir de compras. Cerca de Lahaina están las localidades de Kaanapali y Kapalua. Kaanapali y Lahaina están unidas mediante un pintoresco tren antiguo, el Sugar Cane Train (Lahaina Kaanapali Railroad), por lo que se puede llegar allí con esta opción (no obstante, lo recomendable es alquilar un coche para desplazarse por las islas). En Kaanapali se puede ver el Puu Kekaa, una gran roca en cuyas proximidades hay agradables playas, y recorrer el Ka’anapali Historical Trail and Legends Tour. Por otro lado, Kapalua, próxima a las dos anteriores localidades, destaca principalmente por sus playas y bahías (Kapalua Bay, Oneloa Bay, Mokule’ia Bay, Honolua Bay y DT Fleming Beach). Además, desde Kapalua se organizan tours hacia el interior de la isla.

Cañón de WaimeaQuien se desplace a la isla vía aérea seguramente aterrizará en Kahului, cuyo aeropuerto es el más grande de la isla de Maui. Con todo, poco puede hacerse en la ciudad, a excepción de disfrutar de playa y naturaleza. Lo más frecuente es que el turista realice un tour en helicóptero o avioneta. Eso sí, los Jardines Botánicos de Maui Nui se encuentran entre las visitas recomendadas. Otras localidades de la isla son Kihei , Paia, Napili y Wailuku.

Oahu

Al margen de lo descrito en la sección de «Capital: Honolulu», que se centra en la capital y alrededores, Oahu tiene otras tres ciudades que conviene conocer sobre todo por razones prácticas en los posibles desplazamientos por las islas. Hale’iwa, Kahuku y Laie se encuentran en la costa norte de la isla y son poblaciones con todos los servicios. Por la zona se recomienda la visita el Waimea Valley, una pequeña región con flora y fauna especialmente rica (se cobra entrada). Las playas de la región son las típicas de Hawái y, por supuesto, son lugares interesantes para hacer surf.

Kauai

La isla de Kauai tiene el sobrenombre de Isla Jardín. En realidad Kauai es la apoteosis de la naturaleza, en la que no sólo hay bosques y verdes suelos, sino también inmensos cañones y accidentes geográficos de imponente configuración. Las poblaciones más grandes (en un conjunto poblacional de poco más de 60.000 habitantes) son Kapaa, ciudad comercial y barata con preciosas playas de cocoteros, Lihu’e, donde se ubica el aeropuerto y el The Kaua’i Museum (historia y geografía locales), Princeville y la localidad de Poipu, al sur de la isla y con las playas más visitadas de toda la isla. Estas son, además, un lugar muy adecuado para practicar snorkel, submarinismo y surf.

Los atractivos turísticos más importantes de la isla son el Cañón de Waimea, el Parque Estatal de Kokee (Kokee State Park) y el Na Pali Coast State Park. La localidad de Waimea, al oeste de la isla, es el punto de entrada hacia estas dos maravillas naturales de Hawái, pero en sí no es más que un lugar para el relax y para respirar algo de los viejos tiempos de la isla. El Cañón de Waimea recuerda en parte al Cañón del Colorado, Diamond Headaunque los tonos verdosos de la humedad isleña señalan la diferencia, puesto que el Cañón de Waimea tiene 16 km de largo y uno y medio de ancho. El Kokee State Park se encuentra a unos 10 km al norte del Cañón y ofrece al viajero una naturaleza selvática exuberante y una de las actividades más curiosas de Hawái: cazar gorrinos en el área pública de caza. Por otro lado, también es muy interesante el Na Pali Coast State Park, en el que existen unos impresionantes acantilados que caen a pico sobre el nivel del mar y unas formaciones geológicas extrañas que se han generado a través de milenios y milenios de erosión, ya que Kauai es la isla más antigua del archipiélago de Hawái.

Además, las playas de Kauai son de las más recomendadas del archipiélago. Al margen, se trata de la isla con más ríos, por lo que es muy popular realizar deportes acuáticos como navegar en kayak. Por último, resulta conveniente citar otros puntos de interés como los National Tropical Botanical Gardens, las cataratas Opaekaa, el faro de Kilauea Point y el Refugio Nacional de Vida Salvaje de Kilauea Point (Kilauea Point National Wildlife Refuge).

Molokai y Lanai

Son dos pequeñas islas que pueden recorrerse mediante un servicio de autobuses de línea. Lo más destacado de Molokai es el Kalaupapa National Historical Park. Por otro lado, puede visitarse el Molokai Museum and Cultural Center. En cualquier caso, el principal atractivo turístico de la conocida como «Isla Amiga» y de la vecina isla de Lanai son sus amables playas y naturaleza tropical.

Actividades

La actividad estrella en las islas Hawái es la práctica del surf, algo tan generalizado que casi en cualquier lugar es posible aprenderlo, practicarlo o alquilar el equipo necesario. También es muy habitual hacer submarinismo, snorkel y otros deportes acuáticos. Las montañas que tienen las islas, así como la amplitud de las mismas, permiten realizar recorridos a pie y practicar el senderismo en medio de una naturaleza espléndida. Por otro lado, también son frecuentes los descensos submarinos en jaula para observar los grandes tiburones que tienen las islas como hábitat.

Otra de las actividades más frecuentes es el avistamiento de las ballenas jorobadas en la isla de Maui. Se organizan bastantes tours para poder avistar las ballenas que rondan las islas. En la isla de Kauai se puede realizar una visita aérea al volcán, mientras que también es posible nadar junto a los delfines que nadan cerca de ella. En Big Island es frecuente hacer un tour en helicóptero a fin de disfrutar desde el aire de la fabulosa naturaleza de la isla. Por cierto, uno de los productos típicos de la isla son los jabones y champús aromáticos, así como las velas de cera flotantes.

Información de interés

Es muy recomendable alquilar un coche para moverse por las islas. La moneda local es el dólar estadounidense. Los idiomas oficiales en Hawái son el inglés y el hawaiano, aunque es el primero el que está más extendido en las islas. El saludo amistoso de Hawái es «aloha». Hay que tener especial cuidado con el potente sol de la islas y, en lugares como Kauai, es recomendable usar cremas solares con un elevado factor de protección así como determinadas prendas preparadas contra los rayos ultravioleta. Es muy importante contratar un seguro médico de amplia cobertura para EE.UU., puesto que la sanidad no es pública y los tratamientos son bastante caros. Para llegar a Honolulu, la capital de Hawái, es necesario realizar un vuelo con dos escalas, que se suelen realizar (tanto con operadores nacionales o extranjeros) en Newark y luego en San Francisco, que es el principal enlace aeroportuario hacia las islas. Una vez dentro de EE.UU. no es necesario mostrar el pasaporte, ya que Hawái es uno de los estados del país. Como curiosidad, existe además un curioso dialecto de mezclas, o lenguaje pidgin, que combina rasgos lingüísticos de varios idiomas, como el chino, el hawaiano, el japonés, el filipino…

Para obtener más información, se puede acudir a la web oficial de turismo de Hawái, a la de la embajada de EE.UU. en España y a la página de recomendaciones de viajes a EE.UU. del Ministerio de Asuntos Exteriores de España.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (4 votos, nota: 4,50 / 5)
Loading ... Loading ...

El 06/12/13 a las 07:27
HECTOR CASTAÑO Y LUZ AMPARO ZULUAGA dijo:

"Hemos estado 6 veces en las islas HAWAII, Y CADA VEZ DESCUBRIMOS SITIOS MAS ENCANTADORES. Mi hijo vino hace 14 años ,se quedó y ahora tiene esposa y 3 hijos."

El 25/07/13 a las 03:40
Juan Carlos dijo:

"Es excelente y gracias a Dios que e conocido Hawai y el templo de los mormones"


Los campos marcados con * son requeridos

Deja un comentario

Nombre (*):
Email (no se publicará)(*):
Sitio web:
Comentario (*):